Más allá de la Cortina Más allá de la Cortina

Capitalismo, pandemia, religión 

La siguiente es una colaboración de MET. Daniel Vindas Sánchez, teólogo. Académico de la escuela ecuménica de ciencias de la religión, UNA. Es una importante reflexión sobre la pandemia, el trabajo, la explotación laboral, las medidas paliativas del gobierno y la religión a la luz del actual contexto costarricense

Reflexiones 13 de junio de 2020 Daniel Vindas
4f83431f-bab7-476c-af08-390ae6faaef7
Daniel Vindas Sánchez, teólogo costarricense

Los medios internacionales han visto un nuevo epicentro de la pandemia en América Latina, sin embargo lo anterior supone un error de apreciación. No es “América Latina” si no su clase trabajadora la que se ha visto afectada de una forma significativa e inhumana. La nación costarricense que se suponía triunfante ante el abordaje de la pandemia, ahora podrá ser lugar de denuncia ante la comunidad internacional por sus políticas permisivas del gobierno ante las empresas piñeras en la zona norte, así como las bananeras, de naranja y de yuca, por su creciente deshumanización en el abordaje de la salud ocupacional de sus empleados, aparte de su ya sabida contaminación sobre el agua de toda la población del sector de San Carlos. 

La situación del estado costarricense amerita ser vista no solo por la OMS sino por la OIT y otros organismos, advertidos eso sí por la gran inutilidad que puedan tener estos organismos ante la poderosa corporatocracia que gobierna el mundo. El caso de las piñeras no es el único, en Marzo una empresa de Call Center aglomeró una serie de casos positivos del Covid-19 y hace poco una empacadora albergó al menos unos 41 casos de personas con el virus, según la información del ministro Daniel Salas en la conferencia de prensa del día Miércoles 10 de Junio de 2020. Otro grupo, es el de las personas que trabajan en Call Center relacionado a cuentas bancarias, los cuales son obligados a ir al sitio de trabajo, poniendo el riesgo su salud, el de sus familias y seres allegados, donde inclusive podrían haber personas de riesgo, pero nada de esto importa a los grandes banqueros del mundo, quienes luego de la forma más cínica, son los que prestan dinero a los países para enfrentar la misma pandemia. Esto sería como inocular un virus a la población aglomerándolos a todos en un rebaño, y cuando ocupen ayuda sanitaria y económica, el mismo monstruo que inoculó el virus aparece heroicamente a ofrecer préstamos millonarios para saldar daños que ese mismo monstruo causó a su población. 

En efecto, la relación entre capitalismo y pandemia es evidente. Así, este medio atroz de producción no solo ha causado uno de los grandes males del siglo XX: la depresión, asociada al suicidio y la desesperación, se trata no solo de un problema psico-social, sino existencial y espiritual, desde las cuales la filosofía y la teología tienen mucho que decir. El capitalismo ha contribuido al detrimento de la humanización en todas sus dimensiones, no solo en la división social y sexual del trabajo, sino en la manifestación lúdica del ser humano a través del arte y ni que decir el creciente alejamiento de la naturaleza que habitamos, ese oikos o casa común que está siendo devastada. 

Otro tema es la relación entre el desempleo y la irresponsabilidad promovida por sectores empresariales que han cesado contratos deliberadamente con sus trabajadores y no han respetado sus derechos laborales: “La autorización legislativa, solicitada por el Poder Ejecutivo para que las empresas suspendieran contratos sin pagar prestaciones o redujeran jornadas, ha tenido impactos directos en la vida de más de 195.000 personas en el país, quienes han visto sus ingresos disminuidos o enteramente dejaron de recibir salario, sin previo aviso o indemnización” señaló el día miércoles 10 de Junio el semanario universidad. 

Lo anterior refleja la inoperancia del gobierno, es decir poder ejecutivo y diputados, ofreciendo como medida paliativa el famoso e insuficiente bono “proteger”. La medida es menos que paliativa, porque el gobierno con un tentáculo lesiona derechos laborales, y con el otro ofrece dádivas, sin actuar de manera sistémica ante un problema que es más bien estructural. A estas lesiones a los derechos laborales le han colocado nombres movidos por el eufemismo tales como Ley de Reducción de la Jornada de trabajo o la famosa flexibilización laboral mediante el cual, este proyecto permitiría violentar la jornada constitucional de 8 horas para extenderla hasta 12 horas por día sin pagar horas extra. 

La persona lectora se preguntará cuál es la relación de estas condiciones materiales con algo como la teología y los discursos religiosos. Desde el año 2009, el filósofo chileno-costarricense Helio Gallardo en su texto Crítica social del evangelio que mata, anunció una categoría que trabajaría por años, la cual denominó como aparatos clericales. Muchas de sus tesis no pierden vigencia, tampoco la distinción que hace entre distintas teologías latinoamericanas de la liberación. Al lado de una teología vaticana de la liberación, espiritualizada, basada en el pecado moral, en gran parte libidinizado, también expuso lo que se llegó a comprender como una teología empresarial de la liberación de corte liberal, en gran parte con una visión metafísica del Reino de Dios, pero por otro lado, una visión material de un Reino que se construye acá en la tierra a través del sistema de producción capitalista, esta era una suerte de teología de la guerra fría en el que todo socialismo e inclusive todo acercamiento entre teología y marxismo había sido superado. 

Pero hay más, pues como golpe en la mesa dentro de la teología política aparecería lo que Gallardo denominó como Teología Transnacional-Financiera de la liberación o la Teología del Imperio según las tesis de Franz Hinkelammert. Aquel esquema teológico sería impulsado por el entonces presidente del Fondo Monetario Internacional (FMI) Michel Camdesus. Esta teología supone el capitalismo como triunfante y el cristiano debería moverse dentro de esas mismas lógicas capitalistas, a través de otras teologías como la ya conocida teología de la prosperidad, dentro de la cual existe un emprendimiento individualista de la fe, en la que es posible enriquecerse o al menos dejar de ser pobre dando bonos a un Dios que actúa de patrono, si la persona lectora quisiera comprender más el origen de esta relación entre creyente y Dios patrono, podría revisar el sistema de producción feudalista e inclusive el anterior sistema romano de la aristocracia política que más bien martirizó la idea cristiana primitiva de practicar una fe basada en un dios sencillo encarnado en un galileo sedicioso. Estas serían las raíces de la teología de la liberación, la cual a mi parecer se mueve por otras teologías contextuales que integran la raza, el género, la sexualidad, la ecología. 

Plantear una teología empresarial o transnacional de la liberación supone una grave contradicción. 
Aquella teología transnacional ha retornado con fuerza en latinoamerica y potencia sistemas de gobierno y legislaciones como las que tenemos en Costa Rica. Hay que recordar que los diputados representan una parte gruesa de la gubernamentalidad. Los principios teológicos de la mayoría de diputados de la actual asamblea se han alineado dentro de aquella teología transnacional, del imperio o recientemente llamada de la prosperidad. De manera que, supone una contradicción, un principio anticristiano si se quiere, el hecho de que diputados cristianos aprueben reformas o leyes como la de flexibilización laboral que lesionan, abandonan y lastiman la dignidad humana de una clase trabajadora que muy en el fondo encarna aquel principio cristiano de la sencillez que atentó contra la aristocracia imperial de aquella época, uno de los principios antropológicos más sugerentes del cristianismo, no solo es que un Dios se encarnara en lo humano, sino que un grupo de creyentes fueran acusados de cometer un delito de lesa majestad, es decir, no quisieron reconocer ni adorar la autoridad del emperador, lo cual les causó la muerte. 

La lógica de los legisladores neopentecostales actuales más bien iría en la línea de reconocer y adorar la autoridad del emperador. Claramente no es posible hablar, como en la antigüedad, de un poder soberano, pero sí de un poder sobre la vida, difuminado, desperdigado a través de diferentes redes, si se quiere rizomas, a través de los cuales operan instituciones, organismos, estructuras políticas de las cuales participan estos legisladores ante las cuales un pueblo herido, mancillado, pobre y miserable ha puesto su confianza, en gran parte movidos por la persuasión, el miedo y el engaño. Esta teología del Imperio que coloca al Mercado o a las cámaras empresariales en el lugar de aquel gran emperador pomposo de la antigüedad, también opera desde partidos de corte católico que logran ponerse muy de acuerdo con los supracitados neopentecostales, en el proteccionismo de la corporatocracia en detrimento de derechos laborales y derechos humanos como el de la salud en el caso de la creciente llegada de migrantes movidos por el hambre y el abandono. La nación costarricense supone como triunfante el proyecto político que supone una teología del imperio, desde las cuales inclusive llegaron a formarse grupos de lectura bíblica auspiciados por personajes como Donald Trump, Mike Pompeo, Ralph Dollinger, entre otros. Uno de esos grupos, llamado Capitol Ministries ya se hizo presente en Costa Rica en marzo del año pasado con fin de crear una sucursal de este proyecto a través de diputados y pastores de Iglesias. 

El proyecto en términos generales estriba en hacer lecturas bíblicas que legitimen esta teología transnacional o del imperio, con Biblia en mano Donald Trump y compañía han generado un proyecto político basado en la intervención militar, la cultura del mercenario, la desinformación, el racismo y recientemente el manejo perverso de la salud en medio de la pandemia. “A medida que ustedes obtienen un dominio de la palabra de Dios y la empiezan a aplicar a su vida y a su legislación, esto tendrá enormes efectos positivos en la cultura y en la vida de Costa Rica. Ese no soy yo hablando, es la palabra de Dios la que está hablando”, afirmó Dollinger en la reunión. 
La idea del proyecto Capitol ministries es emular su labor como responsable de los estudios bíblicos con los senadores, diputados y altos jerarcas de la Casa Blanca, incluyendo al vicepresidente y mano derecha de Donald Trump, Mike Pence y el Secretario de Estado, Michael R. Pompeo. El pastor Ricardo Castillo Medina, presidente de la iglesia Asambleas de Dios será el responsable de Capitol Ministries en Costa Rica. El religioso dirigirá los estudios de la Biblia con los miembros del Primer Poder de la República, según señalo el Semanario Universidad del 6 de Marzo de 2019. 

Dentro de este proyecto político, la teología transnacional propone que el Reino no es una transformación de las dinámicas materiales sobre las cuales el ser humano emprende autoproducción humana, sino que es un Reino que espera, en un tiempo que resta. Por ende, acá se protege, entre la pomposidad y la gloria, lo que se conoce como el Mercado, una entidad divina que en la antigüedad fue asociada al dios de los ricos, en gran parte criticado por Jesús el galileo. Esta inversión de pensar una teología liberadora dentro de contextos y demandas específicas que surgen de la materialidad de los cuerpos se agrava con la participación política de quienes más bien devoran y mancillan aquella carne sangrante, no solo por el padecer de una pandemia sino por el abordaje político de la misma. Esta lógica supone proteger un grupo selecto de magnates que se han enriquecido a costa de este cuerpo social que apenas puede sobrevivir, y como si fuera poco afectado por la pandemia, ante la cual aquellos mismos patronos vestidos de gloria no hace absolutamente nada. Lo denunciable acá es el accionar permisivo del poder ejecutivo, liderado por el ya conocido carácter débil y timorato del presidente Carlos Alvarado, así como el Ministerio de Trabajo, de Seguridad, de Agricultura y por supuesto los diputados. 

El escenario que ofrece este aparato político de manejo de la vida y la salud, asociado a los modos de producción, se revela como desalentador y lleva con urgencia a pensar un proyecto político que todavía se encuentra turbio en nuestro país. Este proyecto político llevaría a integrar no solo el manejo de la salud de la clase trabajadora en su espacio laboral, sino la protección de una institución como la CCSS, además del derecho humano a la salud, la vida digna, empleo, así como salario digno. Este proyecto político puede surgir de la indignación del cuerpo social, y quizá utópicamente de aquel gran porcentaje de personas que pertenecen al creciente abstencionismo electoral en el país. Por el momento, mientras gobiernen quienes hacen de la fe un mercado, y juren en vano ante su Dios y la Biblia, ese proyecto político no se verá consumado.

 

Toque para compartir

Colabora con 10$ y ayuda a que este proyecto autogestionado siga en linea

Te puede interesar

Conversatorio Franz Hinkelammert, Enrique Dussel, Ramón Grosfoguel

Conversatorio Franz Hinkelammert, Enrique Dussel, Ramón Grosfoguel

Hinkelammert, Dussel y Grosfoguel
Reflexiones 15 de septiembre de 2020

Este converastorio fue un encuentro que se dio en el 2016, en el marco del I Simposio Internacional de Filosofía Latinomericana, Diálogos Anti y Descoloniales. Algunas de las reflexiones aquí planteadas reflejan la fase de madurez de la filosofía de la liberación de Hinkelammert y Dussel, cuando tienden a dialogar con otras culturas no occidentales desde Nuestra América, para desmontar los mitos desde otras perspectivas

unnamed

El mito de la democracia, un comodín de la derecha (V Parte)

Rogelio Cedeño Castro
Reflexiones 24 de octubre de 2020

"Las denominaciones o calificativos encerrados en las palabras populismo y comunismo, constituyen el anatema por excelencia para el logro de los propósitos de una derecha, cada vez más temerosa y exasperada por la emergencia de lo popular en nuestras sociedades, esa presencia creciente de nuevos y dinámicos actores sociales que ya no responden a sus juegos de control político tiene que ser frenada a cualquier costo y dentro de la historia reciente de nuestros países encontramos abundantes ejemplos de ello, siendo el caso de Honduras uno de los más reveladores de estas actuaciones cruentas y hasta homicidas de las viejas élites del poder, con tal de alcanzar sus no siempre tan ocultos propósitos de perpetuar la dominación oligárquica, aun a riesgo de enfrentarse después con graves problemas de legitimación."

unnamed

A los 80 años del asesinato de León Trotsky (Primera Parte)

Rogelio Cedeño
Reflexiones 04 de septiembre de 2020

En este artículo se introduce a una serie de reflexiones a través de las cuales visualizaremos la trayectoria de uno de los personajes rusos de mayor influencia en la política latinoamericana y mundial, quien fuera asesinado viviendo exiliado en México

Lo más visto

121672685_4416836281724743_2929738253519557033_n

Los rostros de la dictadura en Costa Rica

Rogelio Cedeño Castro
Realidad Nacional 16 de octubre de 2020

"El totalitarismo neoliberal contemporáneo es más perfecto que el de los regímenes de Hitler o Stalin, dado que aquellos tenían que emplear masivamente el terror y la violencia homicida contra la población, de una manera abierta."

Untitled design

Costa Rica: el gas, la violencia y la desigualdad detrás del pura vida

Estudiantes Autónomos Colectivo Revolución
Realidad Nacional 16 de octubre de 2020

"Como estudiantes nos indigna que las Federaciones Estudiantiles lleven la voz del movimiento estudiantil sin convocar a una asamblea abierta estudiantil, sin reunirse con las, los y les estudiantes que han salido a la calle a protestar, la única representación estudiantil en cualquier mesa de diálogo no es voz de la comunidad estudiantil, es autoritaria, impuesta y representa únicamente intereses personales. Exigimos a las Federaciones estudiantiles transparencia y que no vendan al estudiantado como lo vendieron en las protestas del 2019, en defensa del FEES. ¡Transparencia política, la Federación no nos representa!"

Anónima

No nos callan más

Anónima
Se va a caer 16 de octubre de 2020

Denunciamos la nota escrita por Iván Molina en Semanario Universidad, donde bajo argumentos misóginos perpetúa la histórica discriminación que ha existido en la academia hacia las mujeres. Que en las universidades haya espacio y voz para las mujeres y no para los acosadores.

IMG_0036

Poemas de Jaime Huenún Villa (Poeta Mapuche)

Jaime Huenún Villa
Ni pena ni miedo 18 de octubre de 2020

La siguiente es una colaboración del poeta mapuche Jaime Huenún Villa (Valdivia, sur de Chile, en 1967). Él es poeta y escritor mapuche-huilliche. Obtuvo el premio Pablo Neruda de poesía (2003), la beca Guggenheim de Nueva York (2005), el premio a la mejor obra poética publicada en Chile otorgado por el Consejo Nacional del Libro y la Lectura (2013), el premio Manuel Montt otorgado por la U. de Chile (2019), el premio Nacional de Poesía Jorge Teillier (2020), entre otros reconocimientos. Posee una gran variedad de libros de poesía con alto reconocimiento internacional y de los cuales tenemos el agrado de hacerles llegar una valiosa muestra

8a742ebb-f82f-43da-913c-215a74ce7cba

OTRA VEZ UN NO: Continúa el avance de los recortes a los sectores Culturales y Ambientales

Sebastián Miranda Brenes
Realidad Nacional 19 de octubre de 2020

Costa Rica afronta la peor crisis política de su historia y la corrupción ha llevado al estado al colapso. No obstante, no quiere verse a la corrupción como la verdadera causa de esto y sigue recortándose presupuestos a sectores que construyen tejido social y le dan calidad de vida y generan autenticidad en los pueblos tanto en los pueblos como en las personas. El escritor Sebastián Miranda se manifiesta en este escrito ante esta cruda realidad.

121598625_4413174065424298_9091582137641734474_o

Habrá represión por orden de la Sala Constitucional

Rogelio Cedeño Castro
Realidad Nacional 14 de octubre de 2020

En el presente texto, Rogelio Cedeño Castro nos habla de la realidad que afrontamos como movimientos sociales a partir del mandato que ha realizado la Sala Constitucional de reprimir los bloqueos que son un acto de presión social por medio de los cuales, el pueblo busca reivindicar sus derechos

Clase XIII - Desmontando algunos mitos del libertarismo de Robert Nozick

Desmontando algunos mitos políticos del libertarismo de Nozick, a la luz del contexto político costarricense

MSc. Esteban Paniagua
Desmontando los mitos 24 de octubre de 2020

Esta es una de las últimas clases del curso: "Desmontando los mitos de la teoría política occidental: un exordio frente a la muerte de la filosofía política". Aquí analizamos los argumentos básicos del libertarismo y los relacionamos con la política costarricense, ya que es necesario comprender que nuestro contexto no es blanco y negro y que enemigos del bien público los encontramos tanto dentro como fuera del gobierno

Autoritarismo

El autoritarismo no es comunismo: existe autoritarismo tanto de izquierda como de derecha

MSc. Esteban Paniagua
Realidad Nacional 15 de octubre de 2020

"El problema que yace de fondo en esta confusión terminológica, a partir de la cual se le dice “comunismo” al “autoritarismo” es que nos obliga a condenar una sola cara del autoritarismo y nos deja a las expensas de otro autoritarismo peor y que babea por apoderarse del gobierno de Costa Rica: un autoritarismo disfrazado bajo una falsa idea de libertad."

Boletín Semanal